Hugo Lamadrid: ‘Con el Twitter y el stand up, largué la terapia’

El ex volante de Racing se sincera con Doble Cinco y habla de cómo ha cambiado su vida desde que se convirtió en un personaje mediático

Por Hugo Carreón y Roberto Vargas

Hugo Lamadrid nunca imaginó que un simple comentario en la red social llamada Twitter iba a cambiar su vida.

El ex volante central de Racing Club, que debutó con un gol en el primer equipo de La Academia en 1985, que integró el plantel que ganó la Supercopa en 1988 (único título del equipo en 34 años), al que una lesión le impidió jugar en España con el Atlético de Madrid, es más conocido en la actualidad que cuando vestía la camiseta albiceleste del club de Avellaneda.

Por la calle, muchos no le reconocen, situación de la que él mismo se burla, pero “El Triunfador”, ese personaje entrañable que ha creado, tiene casi 46 mil seguidores en Twitter, es un habitué de espacios de radio y televisión, tiene un show de stand up comedy y quiere ser invitado a “Bailando por un sueño”, uno de los programas más vistos de la televisión argentina.

“Volvería al fútbol solo para romperle las dos piernas a Icardi”, escribió Lamadrid sobre Mauro, jugador del Inter de Milán, que le “robó” la esposa y los tres hijos a su ex amigo, Maxi López, quien le abrió las puertas de su casa cuando llegó al fútbol europeo. Esa fue la entrada de Lamadrid al estrellato, porque aquel comentario, en su momento, tuvo tanta repercusión como la que por estos días tiene en Argentina la revelación de la relación extramatrimonial que el ex jugador de Boca Juniors, Racing y Cruz Azul, Diego Latorre, mantuvo con la modelo Natacha Jaitt.

“Aquel tuit ya tiene tres años y la explosión en mi cuenta de Twitter empezó a partir del último año. Lógicamente aquel tuit tuvo repercusión porque lo levantaron medios de Italia, de toda Europa, de Argentina. Me provocó un cruce con fans de Wanda (Nara, la mujer de Icardi), fue algo muy surrealista, digamos que esa fue la bienvenida al mundo del Twitter”.

– ¿Cómo ha cambiado tú día a día desde que te convertiste en este personaje?
“En realidad la dinámica familiar no cambió, sigo igual. Morenita (su hija menor) tiene más exposición porque a ella le gusta. Tengo una hija más grande y un hijo, pero ellos no quieren saber nada de este tema de las redes, mi mujer mucho menos. Lógicamente a ella algunas cosas no le gustan del Twitter, pero ya entendió que es parte del juego. Mantengo una ‘conversación’ con la actriz Mónica Ayos que radica en México hace algunos años y mucho no le gusta, pero ella entiende que esa broma, muchas veces, hace que los seguidores participen de la cuenta y se sigan sumando”.

– ¿Existe el riesgo de caer en algo como lo de Latorre y la modelo?
“No, absolutamente no. Tengo 51 años y si hay algo de lo que estoy seguro es que de mi casa no me voy más. Es más, si mi mujer se va con otro, yo me voy con ellos. Hay cuestiones difíciles de entender, suponiendo que fue Diego (Latorre). Él lo niega todo, pero la verdad que pasar un momento así, sobre todo con una mujer como esta chica Natacha Jaitt, que es un peligro andante, no es una persona para confiarle demasiado cualquier intimidad. La verdad que no tiene sentido, a estas alturas de mi vida, poner en riesgo cualquier cuestión por un asunto como este, para nada”.

– ¿Se llegan a convertir en un peligro las redes sociales?
“Totalmente. Cuando uno desembarca en las redes es un mundo nuevo, tienes que ir aprendiendo de a poco cómo funciona, porque hay gente muy buena y otros con mucho odio. Hay gente que posiblemente no tenga su vida resuelta, que tienen muchos problemas en su vida y lo descargan ahí. A esta altura no tengo problemas, no me peleo; en algún momento lo hice, pero ya no, lo manejo distinto porque lo uso para divertirme”.

NACE ‘EL TRIUNFADOR’
Tras su retiro, Lamadrid tuvo una panadería, fue empleado bancario y funcionario público, pero tras su éxito en Twitter, en donde muchos se identifican con sus vivencias del día a día, alguien le sugirió que se grabara e hiciera una rutina de stand up.

– ¿Cómo se te ocurre el tema del stand up?
“Surge porque varias personas en el Twitter me lo proponen. Me decían: ‘Vos tenés que probar haciendo stand up’. Al tercer comentario que leí, sin saber qué era, me anoté en una escuela de stand up, hice el curso y ahí arranqué. Me divierte mucho también, hago funciones seguido, ya hago eventos para empresas, pero en realidad no fue idea mía”.

– Estás identificado con el mundo Racing, ¿cómo es tu relación con los hinchas de otros equipos?
“A estas alturas ya es muy buena y eso me lo muestran hinchas de Independiente, que son el rival de toda la vida. Me dicen: ‘Flaco, no importa que seas de Racing, yo te banco igual’. Pude romper en Twitter el odio que hay con los hinchas de un equipo hacia el otro. Eso es muy bueno porque me permite hablar de fútbol, divertirme de una manera más amplia y con todos los equipos por igual”.

– Eso habla de la repercusión de tu cuenta y el personaje…
“Claro, si no todos los que son hinchas de Independiente o los de Boca, o a los que no les gusta el fútbol, no me seguirían”.

– ¿En el stand up tienes alguna cargada para hinchas de otros equipos?
“No, en general hablo de mí, de mis pocas virtudes y mis muchos defectos, sobre todo a la hora de jugar y cuando tuve una oportunidad y lo que me pasó cuando me lesioné. Juego mucho con eso, que es lo que realmente funciona en el stand up. No funciona el tipo exitoso, el tipo que se sube al escenario y te dice: ‘Yo tengo a todas las minas y me la paso cogiendo’, funciona siempre el perdedor. El personaje del ‘Triunfador’ es el tipo al que le sale todo al revés, el que alguna vez tuvo la oportunidad de jugar en Primera División y hoy tiene que viajar en subterráneo, eso es lo que funciona”.

– Con esta catarsis que es Twitter, ¿no vas más a terapia?
“Hice terapia un tiempo, un par de años, pero encontré que la cuenta de Twitter es el mejor método y muy aconsejable. Este personaje y el stand up hicieron que transforme en cosas graciosas y divertidas, algunas cuestiones que no lo son. O sea, pequeños fracasos de todos los días, cosas que han salido mal, algunos problemas de salud de los padres. Todo eso uno puede transformarlo en humor y decirlo arriba de un escenario, creo que es una parte importante que ayuda a superar los problemas.

“El personaje hoy reinventa un poco o vuelve a traer al presente al jugador que alguna vez fui. Me encargo de bastardear a ese jugador, de pegarle por todos los lados que se pueda para que resulte gracioso y entretenido. Desde ese lado, lo único que hago es modificar algunas características que ha tenido. El personaje ha logrado llamar la atención de muchos jóvenes de otras generaciones que no me vieron jugar y que se creen que yo fui un excelente jugador, entonces ahí no les digo nada, ellos se lo creen y no digo nada. Otra cosa que hizo el personaje es que mucha gente que no es de fútbol me conozca y sepa quién soy”.

– Hacia dónde va la carrera de Hugo Lamadrid, ¿te ganaste un lugar para el “Bailando por un sueño”?

“No sé si preguntas porque sabes algo, pero un amigo me dijo que hay una chance dando vueltas, en realidad no lo sé. Me llevo muy bien con todo esto, me divierto mucho con las redes, el programa de radio y la televisión, así que si no es el ‘Bailando’ será en algún otro, si no es ahí en otro programa se va a dar. Si la cosa va bien, supongo que en televisión, obviamente más presencia en radio y tengo muchas ganas, es una locura mía, pero tengo muchas ganas de hacer teatro, así que en alguna de esas me van a ver y si no, termino trabajando en un remís”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s